lunes, 29 de junio de 2015

Yo y el BDSM.

Muchos me habéis preguntado cómo llegué a este mundillo y la verdad es que ya lo he contado tantísimas veces que he decidido hacer una entrada en mi blog para los curiosos y para así hacer ver que el BDSM es algo más profundo que lo que se está viendo hoy en día con todas estas pelis y estos libritos, con tanta parafernalia y tanta mierda.



Yo descubrí el BDSM justo a la vez que descubrí mi sexualidad. Allá con 11-12-13 años, no lo recuerdo bien pero vamos, cuando un niño empieza a experimentar y está empezando a "espabilarse".

Recuerdo que por aquella época mis padres pusieron tarifa plana de internet donde te podías conectar a partir de las seis de la tarde, ¿lo recordáis? Era un coñazo cuando llamaban por teléfono y de repente se caía la conexión.

Bueno, pues recuerdo perfectamente cuál fue mi primera web en la que entré: "Ya.com" y ahí estuve chateando con todo tipo de gente.
Ya cuando fui investigando más y más, descubrí la maravillosa web de "Marqueze.net" y gracias a mis hermanos "Petardas.com"... xD.

Recuerdo que el primer relato que leí en esa web fue de una violación no consentida, que ya os podéis imaginar, una niña de 12 años más salida que la punta de un pico lea su primer relato erótico en esa categoría era una bestialidad, pero así fue...
(Trataba sobre una fiesta adolescente, la típica guarrilla del instituto, la cogieron entre unos cuantos y se encerraron con ella en una habitación y le hicieron de todo. Lo recuerdo como si fuera ayer..) y qué queréis que os diga, me impactó, recuerdo que me quedé flipando pero eso sí, me leí el relatito entero y algo se despertó dentro de mi.

Más adelante fui investigando otras categorías pero me di cuenta de que no me encendían tanto como me encendió esa jodida violación, así que volví a entrar en esa categoría y ya me auto confirmé: SOY RARITA o por lo menos eso era lo que pensaba en ese momento.

Luego fui descubriendo otras categorías como "Dominación", "Sumisión"...etc.
El tema me empezó a llamar bastante y me leí todo lo que pude y más, fantaseando mucho con todo eso y mis primeras pajas fueron imaginándome siendo atada y amordazada e incluso forzada sin mi consentimiento, pero como bien sabréis, todo al final termina sabiendo a poco, así que me empecé a meter en canales del Irc-Hispano (¿lo recordáis?) como por ejemplo: #Mazmorra #BDSM_Canarias #BDSM #Sumisas #Dominantes y un largo etcétera.

Me hablaban hombres de todo tipo. Yo ya de siempre fui listilla y siempre me echaba 18 años aunque tuviera 14 o 15.
Me sorprendía cómo hombres ya mayores no se cortaban un pelo a la hora de decirme lo que les hubiera gustado hacerme y eso me encendía mucho más, hombres que podrían ser mi padre, era una locura.
Sabiendo incluso que era delito, a algunos les decía mi verdadera edad y explotaban de excitación (otros con dos dedos de frente dejaban de hablarme e incluso se chivaban a los operadores para que me baneasen del canal) pero yo estaba en plena adolescencia, enferma de deseo y con ganas de ciberguarrear y todo me daba igual. Todo lo que fuera prohibido a mi me encendía, no tenía prejuicios ni reparos en nada. Yo a pesar de ser jovencita, sabía que tenía la sartén por el mango.

Me llegaron propuestas de todo tipo y nunca cedí pero sí recuerdo mis primeras sesiones de BDSM por Messenger y por webcam. Me obligaban a hacer de todo y yo cachondísima lo hacía. Era genial, fue una buena época.

Luego ya fui creciendo y espabilándome y ya fui hablando con sumisos y fui dándome cuenta de que me gustaban los dos roles y empecé a tener cibersumisos...hasta que me eché novio, un novio sumiso con el que experimenté mucho, como sumisa y como dominante.

Y ya si eso dejamos el capítulo dos para más adelante xD...


Nada, que este ha sido un pequeño resumen de cómo el BDSM entró en mi vida. Yo crecí con el BDSM y moriré con el BDSM. Para mi es algo más que unos azotitos en el culo. Para mi es un sentimiento, una forma de vida.

Espero que os haya gustado. Una nalgada a tod@s.

4 comentarios:

  1. Un relato muy interesante sobre BDSM, una visión que hemos tenido todos a lo largo de nuestra juventud, sobre todo lo de la tarifa plana de internet con el modem de 56k. Qué tiempos...

    Besos carnales.

    ResponderEliminar
  2. Buen relato Amor claro que me ha gustado, esperare el capitulo 2. Nalgadas para ti tambien 😉😘

    ResponderEliminar
  3. Por que no te dedicas profesionalmente al BDSM? como Ama no tienes precio, eres un sueño para cualquier sumiso... y así no tendrías que aguantar la explotación laboral en Fuerteventura :)

    ResponderEliminar
  4. Por que no te dedicas profesionalmente al BDSM? como Ama no tienes precio, cualquier sumiso pagaría por estar a los pies de una Diosa como tu... y así no tendrías que aguantar la explotación laboral en Fuerteventura :)

    ResponderEliminar